3. Escuchar sus acciones